Norwegian Version   English Version  
    Familia Gundersen Røssland - ”Vivir Ashaninka”
[ regresar ]    

En el verano del 2005, viajamos toda la familia a la comunidad ashaninka que vive en un pequeño pueblo llamado San Miguel a 10 horas de viaje desde Lima. Nosotros conducimos a través de un fantástico paisaje que varió desde un crudo frío de las montañas hasta un indescriptible fértil paisaje de la selva. Ya desde este momento nos enamoramos del Perú. Es difícil encontrar un paisaje más hermoso.

En estos momentos poco sabíamos que era el inicio de la mejor experiencia vivida que hasta ahora hemos tenido en toda nuestra vida. Cuando llegamos a San Miguel nos sentimos como si hubiéramos llegado al jardín del Edén, esta lleno de frutos naturales y el paisaje era de gran colorido que no puede ser descrito con mil palabras. Esto tiene que ser experimentado. Nosotros aprendimos a aprovechar la naturaleza de una manera que era totalmente único. Los seres humanos aquí tienen una relación con la naturaleza que nosotros nunca habíamos visto antes. Preparamos una ensalada de árbol de palmera, freímos los plátanos hasta que estén crocantes, recogimos frutas de diferente colores y formas, comimos animales de la montaña (que hasta ahora todavía no sabemos que es), horneamos cuy, comimos papas de diferentes tipos y sabores excelentes.

Pero de todo lo vivido los recuerdos más fuertes han sido la gente en San Miguel. Nunca antes nos habíamos encontrado con seres humanos más sonrientes, alegres abiertos, sin egoísmo y con mucho humor. Desde el primer momento fuimos recibidos con una gran sonrisa y corazón abierto. Pese a los problemas del idioma nosotros fuimos integrados desde el primer momento. Surgió un fantástico contacto entre nosotros y nos sentimos como parte de la familia. En las noches nos sentábamos fuera de nuestra casa junto con la familia anfitriona y otros miembros de la familia bajo un cielo estrellado que era totalmente indescriptible. Nosotros vimos muchas estrellas fugaces que al final estuvimos vacíos de tantos deseos. Los niños jugaron juntos como si ellos se hubieran conocido toda la vida mientras nosotros los adultos tomábamos la bebida local "Masato" y hablábamos de todo entre cielo y tierra.

La orquesta local tocaba de vez en cuando y entonces bailábamos juntos con nuestros nuevos amigos, tanto ancianos como niños.

Nuestra estadía en San Miguel realmente no se puede describir con palabras pero lo que esta muy presente en nuestros recuerdos es la sonrisa, hospitalidad y alegría. Nosotros extrañamos a todos de la Comunidad y pensamos en ellos todos los días y lo que deseamos de todo corazón es tener la oportunidad de regresar. Es realmente increíble que nuestros amigos del alma vivan en una pequeña Comunidad al otro lado de la tierra.

Si tuvieras la oportunidad de participar en este tipo de viaje, lo recomendaríamos muy fuertemente. Encontrarse con este tipo de seres humanos hace algo con nuestros corazones.

(Familia Gundersen R øssland - julio 2005)


© 2006. ESCANDINO SERVICES S.A.
Av. Andrés Tinoco 475 Dpto. 301, Surco, Lima - Peru | Telephone/Fax: Skype + (511) 274-7010
 
LAURA AND ØYVIND WESSELTOFT

Concept: Walter Iglesias | Development: Fernando Bermúdez